14 diciembre 2016

Gerardo Diego, Me estás enseñando a amar

Me estás enseñando a amar.
Yo no sabía.
Amar es no pedir, es dar
noche tras día.

La Noche ama al Día, el Claro
ama a la Oscura.
Qué amor tan perfecto y tan raro.
Tú, mi ventura.

El Día a la Noche, alza, besa
sólo un instante.
La Noche al Día –alba, promesa–
beso de amante.

Me estás enseñando a amar.
Yo no sabía.
Amar es no pedir, es dar.
Mi alma, vacía.

Gerardo Diego
España
Santander, 3 de octubre de 1896/
Madrid, 8 de julio de 1987

1 comentario:

José Manuel dijo...

Una magistral lección de amor.

Besos