17 julio 2012

Gioconda Belli, Cómo tinaja

En los días buenos,
de lluvia,
los días en que nos quisimos
totalmente,
en que nos fuimos abriendo
el uno al otro
como cuevas secretas;
en esos días, amor
mi cuerpo como tinaja
recogió toda el agua tierna
que derramaste sobre mí
y ahora,
en estos días secos
en que tu ausencia duele
y agrieta la piel,
el agua sale de mis ojos
llena de tu recuerdo
a refrescar la aridez de mi cuerpo
tan vacío y tan lleno de vos.

Gioconda Belli
Nicaragua

Managua, 9 de diciembre de 1948 
Photobucket

4 comentarios:

José Manuel dijo...

Me encanta este poema de Gioconda, ya lo subí el 7 de mayo a mi blog EL SUEÑO DE LA AUSENCIA. Es unos de mis preferidos de esta autora.

Besos

Laura Caro dijo...

Fantástica Gioconda, como siempre. Y mil gracias a ti que compartes sus textos.

Un abrazo, Trini.

elena clásica dijo...

Querida Trini:

Casi nada el agua de lluevia y de las lágrimas de Giocanda Belli. Pero bueno, esta mujer, ¿qué quiere?, ¿que nademos en mares de pasión y sueños también bajo el sol sofocante del verano? Es muy capaz de conseguirlo. Giocanda, Giocanda, que nos dejas anegados de sentimiento.

Gracias por existir, Trini. Recibe un gran abrazo, poetisa.

fgiucich dijo...

Una elegida de los dioses. Abrazos.