27 abril 2009

César Vallejo, Los heraldos negros


Hay golpes en la vida, tan fuertes... ¡Yo no sé!
Golpes como del odio de Dios; como si ante ellos,
la resaca de todo lo sufrido
se empozara en el alma... ¡Yo no sé!

Son pocos; pero son... Abren zanjas oscuras
en el rostro más fiero y en el lomo más fuerte.
Serán tal vez los potros de bárbaros atilas;
o lo heraldos negros que nos manda la Muerte.

Son las caídas hondas de los Cristos del alma,
de alguna fe adorable que el Destino blasfema.
Esos golpes sangrientos son las crepitaciones
de algún pan que en la puerta del horno se nos quema.

Y el hombre... Pobre... pobre! Vuelve los ojos, como
cuando por sobre el hombro nos llama una palmada;
vuelve los ojos locos, y todo lo vivido
se empoza, como charco de culpa, en la mirada.

Hay golpes en la vida, tan fuertes... ¡Yo no sé!


César Vallejo
Perú
Santiago de Chuco 16 de marzo de 1892/ Paris 15 de abril de 1938

5 comentarios:

francisco luis dijo...

"Tú eres nube constante en el cielo de mi mente"....(me encanta tu frase para meditar, la utilizaré).
Preciosos poemas los que recoge en este blog. Muy buen gusto.felicidades
francisco

Sakkarah dijo...

Muy buena esta poesía de Cesar Vallejo.

Un beso.

TORO SALVAJE dijo...

Qué gran poema, y que enorme poeta.

Besos.

aminuscula dijo...

¿Y cómo no había estado yo aquí antes? Eres muy prolífica, Trini, mucho mucho, cualquiera te sigue el ritmo.

Un beso

maria del carmen nazer dijo...

Esta poesía de César Vallejo me vuelve loca.
Es muy fuerte pero al mismo tiempo es bellísima.
besos de luz.