24 junio 2011

Wislawa Szymborska, Parábola

Ciertos pescadores sacaron del fondo una botella.
Había en la botella un papel, y en el papel estas palabras:
"¡Socorro!, estoy aquí. El océano me arrojó a una isla desierta.
Estoy en la orilla y espero ayuda. ¡Dense prisa. Estoy aquí!"
-No tiene fecha. Seguramente es ya demasiado tarde.
La botella pudo haber flotado mucho tiempo, dijo el pescador primero.
-Y el lugar no está indicado. Ni siquiera se sabe en qué océano,
dijo el pescador segundo.
-Ni demasiado tarde ni demasiado lejos. La isla "Aquí" está en todos lados,
dijo el pescador tercero.
El ambiente se volvió incómodo, cayó el silencio.
Las verdades generales tienen ese problema.

Wislawa Szymborska
Polonia
Kórnik, 2 de julio de 1923
Cracovia, 1 de febrero de 2012

Nobel 1996
Versión de Gerardo Beltrán

4 comentarios:

Ricardo Miñana dijo...

Precioso poema gracias por compartir
Siempre es un grato placer pasar por tu casa.
que tengas un feliz fin de semana.
un abrazo.

Oréadas dijo...

Me gusta cuando leo alguna cosa y deja colgados mis pensamientos.
Un besito Trini, gracias por compartirlo

Miguel de la T.P. dijo...

Me gusta la suavidad y la dulzura con la que te expresas. Además al leerte me llegaban colores. Me ha encantado tener esa sensación.
Desde jaen fue un honor el visitar tu blog, feliz fin de semana

Maritza dijo...

Qué buen texto de Wislawa!! En él mucha sabiduría para debatir en las situaciones del día a día, de esas cosas que no queremos explorar por comodidad, por suposiciones, por letargo...

Una belleza filosófica,Trini.

ABRAZOS GRANDES.